Preparativos económicos para las fiestas de cumpleaños infantiles

Sacra Leal

5 agosto 2013

A los niños les encantan las fiestas, y mucho más si son por su cumpleaños y en los que van a disfrutar de la compañía de sus amigos y compañeros. Entonces ya se convierte en un evento mucho más que especial en el que van a querer que no falte ni un solo detalle, que todo el mundo salga satisfecho y sea recordada como una de las fiestas más estupendas de toda la pandilla.

Entonces nosotros nos echamos a temblar. Una gran fiesta de cumpleaños puede salirte por un pico, o no. Si lo planeamos bien, ponemos la imaginación a funcionar e involucramos al cumpleañero y al resto de la familia, no tiene porque salirnos excesivamente caro, es más, puede quedar especialmente original y todo el mundo saldrá beneficiado, especialmente nuestro bolsillo.

Lo primero que tenemos que hacer es planearlo todo bien con bastante antelación. Las invitaciones, por ejemplo, las podemos conseguir en Internet. Puedes encontrarlas para personalizarlas e imprimirlas desde casa con distintos motivos y dibujos. Pinchando aquí las encontrarás muy variadas con motivos y dibujos de películas. Pero también las podéis hacer en casa con cartulinas, papeles de colores, en Mr Printables te dan un montón de buenas ideas.

En segundo lugar tendremos que preparar la decoración de la fiesta. Si hemos pensado en que tenga un tema central, entonces nos tenemos que centrar en él y buscar motivos, dibujos y objetos decorativos que tengan relación con ello. Hadas, piratas, princesas, superhéroes…. Los motivos pueden ser muchos pero es básico que sea la elegida por el niño. Los globos siempre son muy recurrentes, adornan, son económicos y además pueden ofrecer una alternativa de juego. Cadenetas de cartulina o papel, adornos para la mesa e incluso la misma piñata la podemos hacer nosotros a partir de distintas ideas que encontraremos en las distintas páginas de manualidades que nos ofrece Internet como Manualidades para todos o Manualidades para fiestas, entre otros muchos.

En cuanto al menú podemos optar por los clásicos bocadillos o sandwiches, aderezados con alguna golosina y la tarta final. Pero también, si ponemos un poco de imaginación, podemos realizar platos divertidos, sanos y muy decorativos para que, hasta en la comida, sea un evento muy especial. En Bebemon, por ejemplo, te ofrecen un montón de ideas divertidas para que la merienda se convierta en todo un mundo de color, incluso aunque se les resistan las frutas o las verduras. Con unas cuantas ideas y un poco de paciencia, seguro que consigues que los pequeños dejen los platos vacíos.

Después ya nos queda buscar una música divertida, prepar algunos juegos, incluso animarles a que la fiesta sea de disfraces y que cada uno traiga de su casa un divertido disfraz. También puedes confeccionarles un gorritos de papel o gomaespuma, pajaritas, lazos… y animarles a que escenifiquen algún cuento, hagan playbacks o se inventen historias de lo más rocambolescas. Al fin y al cabo, la diversión y la risa todavía son valores que cuestan bien poco y en cambio se agradece a millones.

COMENTARIOS

No hay comentarios, puedes dejar el primero.

Déjenos su comentario

Su Email nunca sera revelado. Datos requeridos *

ARTICULOS RELACIONADOS