Cinco beneficios del atletismo para niños y niñas

0
337

Atletismo para niños

El deporte, además de potenciar el bienestar integral del niño, también ofrece unos valores. Y, como ocurre en el caso concreto del atletismo, estos valores son un ingrediente valioso para la propia vida. Por ejemplo, la superación personal, la constancia, la deportividad y la humildad.

Existen distintas disciplinas deportivas que el niño puede descubrir. Hoy enumeramos cuáles son las fortalezas del atletismo en esta etapa vital. Existen distintos tipos de actividades extraescolares y aquellas que tienen una temática deportiva despiertan el interés de los más pequeños.

1. Logro de nuevos objetivos

A través del entrenamiento y de los resultados en distintas pruebas, el niño puede observar los nuevos logros alcanzados desde la base de esta constancia. Adopta un compromiso que le aporta un aprendizaje valioso. Desde la etapa inicial hasta la consecución de nuevas metas, el niño alimenta su potencial.

2. Autoconfianza

Uno de los aprendizajes que adquiere el niño en la práctica del atletismo remite a la seguridad en sí mismo. A partir de su propia experiencia se visualiza como protagonista de ejercicios en los que se ha superado a sí mismo. Además, también recibe el refuerzo positivo del profesor y de sus compañeros.

3. Jugar

Los niños descubren la realidad a través de los juegos. Y una de las fortalezas del atletismo es que pone en valor ejercicios que forman parte de la niñez, por ejemplo, correr y saltar. A través de la práctica del atletismo, tu hijo potencia su velocidad y también su resistencia. Además, descubre el atletismo en un espacio de entretenimiento y diversión como ocurre con cualquier otro pasatiempo.

4. Desarrollo de habilidades

Aquel que practica atletismo durante la infancia no solo encuentra la ocasión de entrenar destrezas que están directamente vinculadas con esta disciplina deportiva, sino que también practica sus habilidades sociales con otros compañeros.

Atletismo infantil

5. Distintas disciplinas

Cada niño es diferente, por ello, también es posible elegir aquella disciplina de atletismo que más le ayuda en su desarrollo. Esta posibilidad de elegir una propuesta entre diferentes opciones es otra de las ventajas de esta clase extraescolar. Las carreras y los saltos son dos ejemplos de dinámicas distintas dentro de este contexto deportivo.

Que el niño inicie las clases de atletismo en esta etapa no significa que continuará con esta formación deportiva en el futuro. Sin embargo, este aprendizaje le aporta un ejemplo práctico de cómo impulsar un estilo de vida saludable en la niñez en el que el atletismo es uno de los pilares fundamentales.

Practicar atletismo durante la infancia es una propuesta que no solo pone el acento en los beneficios físicos, sino también psicológicos. Desde el punto de vista social, además, los niños encuentran un entorno de interacción y compañerismo en el que hacer nuevas amistades. Además, el niño también podrá disfrutar del atletismo como espectador al admirar el ejemplo de aquellos deportistas que compiten en pruebas de este deporte.

¿Qué otros beneficios del atletismo para niños y niñas te gustaría poner en valor? Logro de nuevos objetivos, autoconfianza, desarrollo de habilidades y descubrimiento de distintas disciplinas son algunos de los que hemos compartido en este artículo en PequePolis.

Artículo anterior Cuatro beneficios de los juegos cooperativos para niños
Artículo siguiente Seis pasatiempos para aprender nuevas palabras

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here