Campanilla está de cumpleaños

0
824

Campanilla, la inseparable amiga de Peter Pan, cumple ahora 60 años de vida en el cine, donde su poder de atracción no decae y ya ha procurado cuatro entregas centradas en su figura.

Con el cumpleaños de campanilla, llega su última película, «El Secreto de las Hadas», que ya ha salido en DVD y Bluray. En esta nueva aventura, Campanilla se adentra en los Bosques del Invierno donde descubre que tiene una hermana llamada Periwinkle, ¡una nueva y deslumbrante hada del invierno! Se divierten muchísimo juntas ya que Periwinkle y las otras Hadas del Invierno les enseñan todas las maravillosas cosas que se pueden hacer en invierno.

Para los que queráis saber algo más sobre este maravilloso personaje de Disney, os diremos que Campanilla fue concebida originalmente por el dramaturgo J. M. Barrie como un rayo de luz y su voz como el tintineo de las campanitas, con sólo espolvorear un poquito de su polvo de hadas… ¡volar es posible! Sin embargo, con todo lo mágica que puede ser esta hadita, fue un personaje que presentó uno de los desafíos más decisivos a los que debieron enfrentarse los extraordinarios animadores de Disney.

El entusiasmo de Walt por crear la Tinker Bell definitiva es claro: “podríamos hacer que la pequeña hadita… brille como una luciérnaga cuando revolotea y hacer que su voz resuene con el tintineo de las campanas”. Sin embargo, hasta su debut animado en cine el 15 de mayo de 1953, la evolución de este diminuto personaje sufrió distintas transformaciones durante más de 15 años. Era la indómita consentida del tablero de dibujo mientras Disney desarrollaba su traducción de la obra de Barrie a la pantalla grande. Durante su lento desarrollo, Tinker Bell pasó de ser una diminuta hada bailarina de ballet: engalanada de flores y lejana como un querubín, a una ultra-femenina brujita malvada y de mal genio.

Siempre dotada del humor y las debilidades terrenas, pasó de ser una figura grácil y elegante a infantil y juguetona, para volver nuevamente a su forma original. Llegó a adquirir el tamaño del pulgar de Peter Pan. El color de sus ojos cambió varias veces. Su cabello se tiñó de rojo, de tonos dorados, oscuros… mientras sus peinados se ajustaban a la moda de la época. Sus trajes adoptaron distintos adornos, pero siempre mantuvieron el delicado vuelo de las calzas y los tutús de las bailarinas. Sus alas estuvieron presentes desde el primer bosquejo aunque cambiaron enormemente de color, tamaño y estilo. El único elemento que estuvo presente desde un primer momento fue el resplandor de luciérnaga que rodea a esta hada que le brinda su luminosidad, esa luz interior que despide al girarse con innegable encanto.

Pero a pesar de los problemas que supuso su desarrollo y a través de la tenaz visión de Walt, Tinker Bell se ha convertido en uno de los personajes de Disney más queridos de todo el mundo.

Artículo anterior Kids Party, los grandes éxitos para el público infantil
Artículo siguiente Canciones de adultos para oir con niños

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here