Manualidades en Navidad: Adornos para el árbol con pasta de sal

0
1637

Ya sabemos que la Navidad es un momento muy especial y llena de ingredientes maravillosos y mágicos con los que disfrutar con los niños. Por eso es importante que no pierdan esa alegría e ilusión que acompaña a estos días que son, sin duda, los más divertidos de todo el año. Disfrutar de la familia, de los espectáculos teatrales o de actividades en casa, pueden ser algunos de esos alicientes que convierten en esta época en una de las más mágicas del calendario. Y una de esas actividades, que seguro que les encanta, es ayudarnos a decorar el hogar. Y si queremos hacerlo de una manera fácil, económica y, además divertida, podemos emplear las manualidades infantiles para que nuestro objetivo esté cumplido.

Uno de los materiales más sencillos que podemos emplear, que además lo hacemos en casa con ingredientes que todos tenemos en la despensa, y que los niños pueden manejar con toda facilidad y sin peligro, es la pasta de sal. Con unos sencillos pasos, que enseguida te explico, y algunas dotes de imaginación, conseguimos realizar unos preciosos adornos para que nuestro árbol sea el más bonito del mundo, pero sobre todo, el más original.

Los materiales que vamos a necesitar para la pasta son: 1 taza de sal fina, 1 taza de harina y media taza de agua. Podemos añadirle algunas gotas de extracto de vainilla, menta, limón… si queremos, además de buena vista, darle un aroma especial.

Lo primero que vamos a hacer es coger un cuenco grande y añadir la sal y la harina, hacemos un hueco en el centro y añadimos el agua poco a poco. Ahora debemos mezclarlo todo, y nada mejor que las manos de los niños. Se lo van a pasar genial, así que déjalos que experimenten. Estará lista cuando los ingredientes estén bien amasados y la pasta no se nos pegue a las manos. Con la ayuda de un rodillo vamos a extender la masa en el mármol de la cocina y con un cortapastas o con la propia imaginación, iremos cortando trozos de masa con las figuras que más nos gusten.

Con la ayuda de un palillo le haremos un agujerito para luego poder pasar una cinta y colgarlos en el árbol. Los dejaremos secar en una bandeja. Si tenemos tiempo y podemos esperar un par de días, perfecto, pero si tenemos prisa por colgarlos, se pueden meter al horno a 100 grados durante unos diez minutos más o menos, hasta que estén endurecidos. Y el último paso es pintarlos a nuestro gusto. Un buen truco es espolvorear un poco de purpurina mientras la pintura está todavía fresca. Los dejamos secar totalmente, les pasamos el lacito y a colgarlos del árbol.

adornos-navideños-pasta-sal

Quedan así de preciosos y además e mantener a los niños entretenidos, les hemos enseñado que tener la casa bonita y bien preparada para la Navidad no tiene porque costar mucho dinero.

Fuente | Ser Padres
Pequepolis | Manualidades de Navidad: Tarjetas navideñas para hacer con los niños

Artículo anterior Disfraces infantiles caseros para el Belén de Navidad
Artículo siguiente Libros infantiles para celebrar la Navidad con los niños

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here