Las mejores sillas infantiles para el coche

0
254

El uso de sillitas infantiles u otros sistemas de retención infantil es obligatorio, en todo caso, para llevar en el coche a niños de hasta 12 años de edad o con una altura igual o inferior a 1,35 metros -aunque los expertos recomiendan hasta 1,50 m-. No usar este tipo de dispositivos de seguridad supone una sanción económica de 200 euros y la retirada de tres puntos del carné, no sólo en carretera, sino también dentro de la ciudad. Y es que un accidente a 50 km/h es equivalente a una caída desde un tercer piso, por eso es importante llevar siempre a los niños bien asegurados.

Desde el año 2000, los Clubes Automovilísticos europeos, entre los que participa el Real Automóvil Club de España, vienen realizando informes sobre la Seguridad en los Sistemas de Retención Infantil (SRI) , que sirven de ayuda a los padres para la elección de sus sillas de seguridad. Los informes de seguridad indican que una sillita de calidad puede reducir hasta en un 75% las lesiones en caso de accidente o impacto.

Con el objeto de dotar a los padres de la mayor cantidad de información, y de forma paralela a las pruebas de homologación necesarias para la comercialización de cualquier silla de seguridad, los clubes automovilísticos y las principales asociaciones de consumidores europeas realizan cada año informes sobre la seguridad de los Sistemas de Retención Infantil.

En la última edición de este informe sobre Seguridad en los Sistemas de Retención Infantil (SRI)  se analizaron 10 modelos en todas las categorías de peso y sistemas de anclaje. En este trabajo se evalúa el resultado obtenido en cuatro grandes grupos: seguridad, manejo y ergonomía, sustancias peligrosas y limpieza y confección.

En cuanto a la primera característica, tres de los productos sometidos a estudio consiguieron una calificación muy satisfactoria durante el choque frontal. Estas sillas calificadas con la mejor nota se montan en sentido contrario a la marcha. En ellas, no se produce ningún movimiento relativo entre la cabeza y el torso, ya que la carcasa de la silla retiene el cuerpo completo del niño durante el choque. En esta prueba destacó el modelo Cybex Pallas Fix del Grupo I. Por el contrario, la Prenatal Orion Fix fracasó en la prueba de choque frontal ya que en el ensayo la silla se desplazó excesivamente hacia delante.

Sobre la protección en choque lateral y aunque todavía no se exige que las sillitas ofrezcan protección en choque lateral para su homologación, sólo un producto obtuvo el Muy satisfactorio (Jané transporter) y cuatro de ellos la nota de Satisfactorio. En el análisis de manejo la mayoría de las sillas infantiles sometidas a estudio no presentaron ninguna deficiencia grave y, por tanto, obtuvieron al menos una calificación Satisfactoria en esta categoría. Ninguno de los productos obtuvo la calificación de Muy satisfactorio en ergonomía. No obstante, 6 de ellos recibieron un Satisfactorio y otros 4, un Aceptable. Todos los productos calificados con un Aceptable, presentaron una silla estrecha, en la que los niños se sienten incómodos.

En 6 de los productos estudiados no se detectó ninguna traza de sustancias peligrosas o sólo unas pocas, por lo que obtuvieron una calificación Muy satisfactoria en este criterio. El nivel de sustancias peligrosas era ligeramente elevado en dos productos. En los modelos Bebe Confort / Maxi Cosi Ferofix y Bebe Confort / Maxi Cosi Fero, se detectaron plastificantes en una cantidad que superaba el límite tolerado. Por eso, se calificaron como Muy insatisfactorio, lo cual repercute en la nota general.

Artículo anterior Conciliar hijos y trabajo ¿es posible?
Artículo siguiente Que comen nuestros niños en primavera

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here