Recetas caseras para el almuerzo de los niños: Bollicao

0
424

Separar a los niños de las chucherías es a veces demasiado complicado. Siempre controladas y sin abusar, pueden resultar un buen almuerzo que llevar al colegio para disfrutar en el recreo. Pero ya conocemos los efectos nocivos que tiene la pastelería industrial en los pequeños. No podemos obviar que uno de los grandes males que está azotando nuestra sociedad, en la actualidad, es el imparable ascenso de la obesidad infantil, lo que ha sido considerada como la gran pandemia del siglo XXI.

Pero tenemos otra opción que, seguro, encantará los niños y a nosotras nos dejará algo más tranquilas. Se trata de que estas recetas deliciosas las podamos fabricar en casa, asegurándonos que estamos utilizando ingredientes de calidad. Ya vimos como hacer unos estupendos y deliciosos Donuts, ahora vamos a intentarlo con los famosos bollicaos, que son esos bollitos rellenos de chocolate y que traen de cabeza, y estómago, a muchísimos niños.

Los ingredientes que vamos a necesitar los tenemos en casa o los podemos comprar en cualquier supermercado o tienda de barrio. Para unos diez bollicaos vamos a necesitar: medio kilo de harina de fuerza, 60 gramos de azúcar, 60 gramos de mantequilla, 25 gramos de levadura fresca de panadería, 250 militros de leche, 10 gramos de sal, 2 huevos y una cucharadita de aroma de vainilla. Chocolate para el relleno y un huevo para barnizar la masa.

En un bol vamos a colocar la harina y le añadimos el azúcar, la sal, la mantequilla a tacos, los huevos y la leche. Estos tres ingredientes deben estar a temperatura ambiente. Disolvemos la levadura en un poco de leche. Ahora toca amasar. Sabremos que está lista cuando deje de estar pegajosa y sea muy elástica. Hacemos una bola y la dejamos reposar tapada con un paño sobre una hora y media, aproximadamente. Durante ese tiempo debe duplicar su tamaño.

Una vez completado le damos algunos toques más y cortamos porciones de unos 80 gramos y lo estiramos en forma de rectángulo, en el centro vamos a ir colocándole el chocolate que puede ser en onzas o en crema, tipo Nocilla o Nutella. Los cerramos y los vamos colocando sobre papel vegetal en la bandeja del horno. Los volvemos a tapar y dejamos reposar otra hora y media.

Precalentamos el horno a 180 grados y, mientras tanto, batimos un huevo y los vamos pintando para que tomen un color doradito. Los introducimos en el horno y vamos vigilando para que no se nos quemen. Entre 12 y 15 minutos estarán preparados.

Fuente | Dulcinenca
Pequepolis | Recetas caseras para el almuerzo de los niños: Donuts

Artículo anterior Recetas caseras para el almuerzo de los niños: Donuts
Artículo siguiente Recetas sanas de pescado azul para los niños (I)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here