Recomendaciones antes de visitar a un recién nacido

0
1071

Si vas a visitar a alguna mamá que acaba de dar a luz, o eres tú misma la que ha dado a luz, es importante que sepas o hagas saber las recomendaciones que te proponemos antes de visitar a un recién nacido.

Regla nº1. Si no tienes mucha confianza con la familia, no vayas al hospital.

Naturalmente si recibís invitación de los propios interesados para ir al hospital, adelante. Pero si no es el caso hay muchos motivos por los que no asistir si no pertenecéis a su círculo más cercano:

a.Una mujer que acaba de dar a luz suele estar muy cansada, sangra bastante y está en camisón, así que no es muy cómodo estar así delante de personas con las que no se tiene confianza.

b. La mamá está aprendiendo a dar el pecho a su bebé y necesita intimidad y privacidad (y es muy probable que no se encuentre cómoda con público en este momento)

c. Los recientes papás llevan nueve meses esperando a conocer a su bebé y se merecen estar lo más tranquilos posible para hacerlo.

Regla nº2. Las visitas deben ser muy cortas.

La mamá debe dedicarse a su bebé y a recuperarse, de modo que la visitas deben ser muy, muy cortas. Nunca plantearse ir a pasar la mañana o la tarde al hospital salvo aquellos familiares directos, padres, madres que vayan realmente a ayudar.

Regla nº3. Siempre avisar antes de ir a visitar a la mamá.

Las visitas sorpresa no son bien recibidas. En los primeros días del bebé, los horarios todavía están muy descolocados y es probable que la madre esté durmiendo, esté en pijama y que no haya podido ni ducharse.

Regla nº 4. A partir de las 7 de la tarde no se debe visitar a un bebé

Muchas personas sin niños puede que no entiendan este punto pero los bebés empiezan su rutina del baño sobre sea hora. Empieza el momento de relajarse con un baño, masaje, cena y a dormir. Visitar a los padres a esa hora puede descolocar toda esa rutina, ya que uno de los dos padres debe atender a las visitas y eso alterarará el horario habitual del bebé.

Regla nº 5. No expreses tus opiniones si no se te piden

Cuando una mujer está recién dada a luz está muy sensible a cualquier comentario crítico y puede sentirse lastimada. Todo el mundo quiere opinar y esto puede marear en lugar de ayudar a la reciente mamá.

Regla nº 6. Si visitas a los recientes papás, ofréceles tu ayuda.

Si realmente quieres ayudar a los papás, ofréceles la posibilidad de realizar alguna tarea de la casa que tengan pendiente, ya sea recoger la cocina, preparar la comida o tender o doblar la ropa … mientras ellos pueden dedicarse con más tranquilidad al bebé.

La mayoría de las visitas se ofrecen para quedarse con el bebé un rato mientras la mamá plancha, cocina o pasa la mopa, pero lo que realmente necesita la mamá es que le ayudes a las tareas del hogar mientras ella cuida al bebé.

Si la familia tiene más hijos también se agradece una ayuda para llevarlos al parque o a jugar mientras la mamá está con el bebé.

Regla nº7. No pasar al bebé de mano en mano

Por una parte siempre antes de tocar a un bebé recién nacido es importante tener las manos recién limpias. Por supuesto evitar visitarle si notas que te encuentras resfriado o no te encuentras bien, y para terminar pasar al bebé de mano en mano puede provocarle mucho estrés a un bebé recién nacido.

Ya sabemos que todos tienen muchas ganas de cogerlo y achucharlo, pero es preferible que le vean en su cunita mientras descansa o en brazos de su madre donde el bebé se siente seguro y tranquilo.

Regla nº 8. Si llevas un detalle al bebé y tiene un hermano mayor, llévale algo a él también.

Los celos y el sentimiento de ser desplazados en los hermanos mayores es muy habitual cuando nace un bebé en la familia. Todo el mundo viene a visitarles, están todo el tiempo hablando del bebé y además les regalan cosas…

Si al llegar a la casa te diriges en primer lugar al hermano mayor, le harás sentir que él también te importa. Un regalito sencillo para el “mayor” le hará ver que no nos hemos olvidado de él y que es tan importante que el miembro recién llegado a la familia.

Regla nº 9. En ocasiones la familia prefiere organizar algo un día y evitar el goteo constante de visitas.

Si hace buen tiempo lo ideal es hacerlo en alguna terraza con parque donde los demás niños de la familia puedan jugar.  Los papás que llevan al bebé pueden presentarle a la familia y amigos, todos lo conocen y se pueden marchar cuando quieran o cuando la mamá o el bebé se encuentren cansados.

Regla nº 10. Nunca hacer comentarios sobre el físico de la mamá

Una mujer que acaba de dar a luz tiene todavía muchos kilos de más, puede estar hinchada y sentir mucho calor. Por si alguien no lo sabe, las mujeres recién paridas sudan mucho para eliminar los líquidos retenidos en el embarazo.

Además, las recientes mamás están muy pendientes de las necesidades del bebé y no tienen tiempo, y en muchas ocasiones, ni ganas de arreglarse y preocuparse por ellas mismas, de modo que cualquier comentario que hagas que vaya en una línea positiva y agradable para hacer sentir bien a la madre.

 

Artículo anterior Consejos para prevenir la depresión postparto
Artículo siguiente Consejos de alimentación durante el embarazo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here