Medidas de prevención ante el ZICA

0
381

El virus del Zika se caracteriza fundamentalmente por fiebre leve y erupciones en la piel que en ocasiones van acompañadas de malestar general, dolor de músculos y articulaciones, conjuntivitis, dolor de cabeza y vómitos. Los síntomas suelen aparecer entre dos y doce días después de haber contraído la enfermedad.

El virus del Zica ha motivado la primera declaración de emergencia sanitaria global en 2016 por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La principal vía de contagio es a través de la picadura del mosquito Aedes aegypti infectado, el mismo que transmite el dengue y la chikungunya. Aunque menos importantes, también se conocen otras posibles formas de transmisión: por vía sexual, por transfusiones sanguíneas y de la madre al feto durante el embarazo.

Aunque la mayoría de las mujeres embarazadas que han tenido Zika han dado a luz a bebes sanos, se está estudiando en la actualidad la asociación entre malformaciones neurológicas en bebés recién nacidos, en concreto la microcefalia, y una infección de la madre por virus Zika durante el embarazo.

Hace poco más de un mes se tuvo la confirmación oficial del primer caso en España y en las últimas semanas esta cifra ha aumentado. Por ello el Ministerio de Sanidad, en su página web oficial, publica una serie de recomendaciones y protocolos a tener en cuenta para evitar este contagio, así como un listado con la relación de repelentes de insectos de uso humano eficaces frente a mosquitos del género Aedes, posible transmisor del virus Zika.

Zika dossier

En la actualidad no existe ninguna vacuna, por lo que las principales medidas se centran en la prevención evitando el contagio mediante la picadura del mosquito tomando las siguientes medidas:

– Utilizar pantalones largos y camisas de manga larga, preferiblemente de colores claros, calcetines y calzado cerrado, ya que el mosquito pica normalmente durante el día y en el exterior.

Utilizar repelentes de insectos, en concreto mosquitos con DEET (Dietiltoluamida), Icaridina, IR3535 o Citriodiol sobre la piel que no queda cubierta por la ropa, siguiendo las indicaciones del etiquetado y/o prospecto del producto antes de su aplicación. En España, los productos repelentes a utilizar tienen que estar autorizados por el Ministerio de Sanidad, pincha aquí para ver el listado autorizado (en la etiqueta del producto debe figurar el número de autorización).

Utilizar siempre barreras físicas en menores de dos meses empleando mosquiteras para cubrir las cunas y carritos, y evitar el uso de repelentes. En mayores de dos meses, preferiblemente utilizar también las barreras físicas y en caso de utilizar repelentes usar productos a base de fórmulas que no contengan alcohol, ni parabenos ni colorantes y se aconseja especialmente consultar las recomendaciones del fabricante. Reconocidas marcas como Chicco tienen fórmulas muy estudiadas a base de extractos naturales de eucalipto que protegen la piel del bebé hasta tres horas, incluidas en el listado proporcionado por el Ministerio de Sanidad.

– Es conveniente utilizar aire acondicionado siempre que sea posible ya que hace más difícil la entrada de mosquitos.

– Procurar no abrir las ventanas si no hay mosquiteras en buen estado.

Artículo anterior Otitis en los niños… cómo prevenirlas
Artículo siguiente Mi hijo cojea… ¿qué es la sinovitis transitoria de cadera?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here